•  
  •  

¿Un tarotista nace o aprende?

Estudio y experiencia capacita al tarotista para grandes aciertos

la tarotista naceUna persona nace siendo vidente, si, y puede definirse como videncia natural el cual debe iniciar un largo camino hasta conseguir un nivel superior. Una persona con cualidades para el tarot deberá educarse, tanto en el estudio del conocimiento del tarot como de cultura general, así como de la naturaleza humana, experiencias de vida, aprendiendo de los propios errores y ajenos, adquiriendo madurez mental y vivencial, en general todo  aquello que permita analizar una situación con mayor seriedad, responsabilidad, madurez y profundidad.

Los profesionales dedicados al tarot, tienen como premisa superior la ayuda al prójimo, su herramienta es la base para que la vida de los seres humanos consigan armonizar su vida entre la sociedad y la naturaleza. Un punto básico en donde se pueda encontrar consejos y recomendaciones más no imposiciones, pues finalmente es el consultante quien tome sus propias decisiones. Al acercarte a nuestros tarotistas y videntes notarás una amplia experiencia, con gran seriedad y madurez, notarás una conversación fluida y explicita lo que  garantizará que tu consulta contenga un gran análisis de tu situación y sobre todo con fundamento.

Observamos como en toda ciencia y materia de estudio, así se lleve la capacidad innata de la videncia y de la interpretación del tarot se deberá instruir para perfeccionar los instintos. Obtener este don desde que nacemos es más que importante, pues su buen desarrollo nos llevará a actuar con responsabilidad frente a los problemas y situaciones difíciles que tiene el ser humano a través de la vida.

Un punto por señalar importante del buen tarotista en su fase de aprendizaje, es conocer todas sus virtudes así como sus carencias, a ello deberemos orientar nuestros problemas, en experiencias y no en dificultades. Analizar la situación será básico para el aprendizaje y su desarrollo. Eso nos hará ser mejores tarotistas y diferenciar de muchos otras personas que se dedican al tarot.

Analizar una situación profunda y compleja sirve además para explicar al consultante las diversas opciones o alternativas que se le presentan, cuanto mayor sea el desarrollo y estructuración de las complejas situaciones, más fácil será la decisión que tome el consultante a la hora de elegir una vertiente u otra, así contribuirá a una mejor comunicación entre tarotista y consultante.

Desde las leyendas e historias en libros y revistas, hacen de conocimiento que todos los grandes cartomantes y personas dedicas a la videncia, esoterismo y ciencias ocultas han nacido o recibieron el don a través de sus progenitores, pero a esta teoría también se recuerda a muchos otros profesionales que no tuvieron la suerte de nacer con ello pero mostraron gran interés por estos temas y demostraron su efectividad ante sus consultantes. Por eso no debemos de clasificar las tendencias o establecer determinantes situacionales de “nacer o aprender” puesto que todos los que hemos venido a este mundo es para cumplir una misión y cuanto ignoramos o no conocemos referente a algo lo tenemos que aprender para lograr un entendimiento, determinada ante todo por una buena aptitud.

El Tarot igual que otras disciplinas,requiere entrenamiento para la maestria